La recuperación de las fábricas de maquinaria agrícola, una tendencia que emergió a principios del año pasado, se acelera. En el primer semestre de este año, la facturación creció 91% y las ventas medidas en unidades -en donde no influye la inflación- también muestran un crecimiento en todos los rubros, según el Informe de la Industria de Maquinaria Agrícola que en forma trimestral publica el Indec.

Entre enero y junio, se vendieron 300 cosechadoras más que en la misma etapa del año pasado (461 contra 761 unidades). Es un 65% más. En el rubro de los tractores, las operaciones crecieron 61% (2.565 contra 4.139; es decir 1.574 tractores más). Y los fabricantes de sembradoras vendieron casi un 30% más (835 equipos en este tramo del 2017 contra 646 el año pasado).

En la facturación, las cifras son todavía más altas pero en los precios incide la inflación y la suba del dólar. El informe del Indec destaca que la venta de maquinaria agrícola alcanzó una facturación de 14.015,0 millones de pesos, una cifra que representa un incremento de 91,4% respecto al primer semestre de 2016.
“Los implementos y cosechadoras presentaron variaciones de95,4% y 94,0%, respectivamente. Mientras tanto, los tractores registraron una suba de 91,7% y las sembradoras de 74,9% en la facturación, respecto a igual período del año anterior”, precisa el Indec.
Las ventas crecieron tanto en las empresas de origen nacional, que en un 90% están radicadas en las provincias de Santa Fe, Córdoba y Buenos Aires, como en las plantas de las fábricas internacionales que están radicadas en el país. En este último caso, el salto es muy significativo: las colocaciones de implementos agrícolas aumentaron 326%, las de tractores 277% y las de cosechadoras 151%.
Al mirar la foto estadística del segundo trimestre de 2017 también hay buenas noticias para el clúster fierrero. Con una facturación de 8.277,8 millones de pesos, las ventas se incrementaron 93% respecto del mismo trimestre del año pasado.
 “Los tractores y las cosechadoras presentaron los niveles de facturación más altos del trimestre, con 2.976,4 y 2.349,8 millones de pesos, respectivamente. En cuanto a las ventas, respecto al segundo trimestre del 2016, las cosechadoras registraron una suba de 126,1%; los implementos y tractores registraron un incremento de la facturación de 96,3% y 78,0%, respectivamente; mientras que las sembradoras aumentaron 74,9%”, indica el Indec.
Si se comparan las ventas en unidades respecto a igual trimestre del año anterior, en el segundo trimestre de 2017 todos los segmentos registraron crecimiento. Las cosechadoras presentaron el mayor incremento con 125,4%; los tractores crecieron 53,4%; los implementos 39,6%, y las sembradoras 31,9%.
Fuente: Clarín // Foto: Case IH