Está en marcha un plan para preservar siete especies en peligro de extinción. El programa dispone acciones concretas para mejorar la situación de siete especies, en una primera etapa.
La gran amplitud geográfica que tiene la Argentina hace que también tenga una amplísima biodiversidad, con una gran variedad de especies, muchas de las cuales se encuentran en peligro de extinción. Por eso, se puso en marcha el programa Extinción Cero, que consiste en una serie de acciones concretas en pos de la conservación de especies autóctonas en estado crítico de extinción distribuidas en diversos ecosistemas del país.
El programa, que cuenta con un presupuesto inicial de 60 millones de pesos, pondrá en marcha medidas concretas para siete especies autóctonas en estado crítico de extinción. Estas son: el cauquén colorado, el cardenal amarillo, el macá tobiano, el yaguareté, el venado de las pampas, la ranita del Pehuenche y la mojarra desnuda.
Precisamente, con la preservación está el cuidado de las especies, y Extinción Cero implica darle prioridad, en esta etapa, a las primeras siete especies seleccionadas.  Para establecer los criterios de selección se tuvieron en cuenta el estado de conservación de cada una de estas especies y su situación crítica con el objetivo de realizar acciones de impacto positivo a corto y mediano plazo.
Fuente: Clarín // Foto: La100